Principios Rectores De Nuestra Pesquería

  1. El privilegio que tenemos de pescar está apegado a la obligación de hacerlo de manera que asegura el manejo adecuado y la sustentabilidad de todas las especies marinas.
  2. Pescamos con métodos y tecnología que minimizan el daño al ecosistema marino, previenen la captura de cualquier especie no-túnida y permiten la liberación segura de estas mismas.
  3. Nos apegamos a todas las leyes nacionales así como a las reglas y regulaciones establecidas bajo el APICD en todos el transcurso de la pesca.
  4. Reconocemos y respetamos el rol del observador científico independiente a bordo de nuestras embarcaciones para así fomentar nuestro principal objetivo que es asegurar la sustentabilidad de nuestra pesquería para ésta y futuras generaciones.
  5. Nos comprometemos a la educación continua y entrenamiento de todos los miembros de la tripulación para así emplear las mejores prácticas para pescar de manera en que se minimice el impacto al ecosistema marino.
  6. Todo aquel a bordo de esta embarcación, incluyendo al capitán, técnicos y tripulación, se compromete a la vigilancia constante para mantener un ambiente de trabajo seguro, sano y justo.
  7. Nos aseguramos de que el equipo de seguridad, redes y otro equipo de pesca requerido para habilitar la liberación segura de los delfines, siempre esté en buenas condiciones y empleado de manera dictada por mejores prácticas y entrenamiento.
  8. Cumplimos con todos los procedimientos establecidos para asegurar que el pescado que capturemos y traigamos a bordo sea manipulado de manera en que se minimice el desperdicio y se conserve la calidad, valor nutritivo y la seguridad de los productos que, ultimadamente, se producirán.
  9. Todo aquel a bordo está entrenado y comprometido a cumplir todas las reglas y regulaciones en lo relativo a la protección del ambiente marino, incluyendo controles contra la descarga de desechos y residuos sólidos.
  10. El dueño de esta embarcación se compromete a proporcionar la supervisión necesaria a las operaciones y a la contratación de personal para asegurar la habilidad del capitán y de la tripulación de implementar y llevar a cabo sus obligaciones bajo estos principios fundamentales. Cualquier miembro de la tripulación que no cumpla con estos principios será sancionado de manera correspondiente.